Alemania prohibe los smartwatch para niños por el peligro que supone tenerlos localizados vía GPS

 

Darle a nuestros hijos un smartwatch que pueda localizarlos en caso de perderles parecía una buena idea, ya que cualquier padre teme el día en el que tenga que pasar por ese momento en el que no encuentra a su hijo/a en un centro comercial o parque de atracciones con el temor de que se haya perdido. Esta característica sin embargo, a pesar de ser útil para los padres, también es útil para los criminales depredadores, ya que les hemos entregado una forma de mantener localizado a nuestro hijo a distancia.

Alemania ha decidido ponerse manos sobre el asunto y ha prohibido recientemente la venta de smartwatches para niños, en un intento de impedir que se popularicen estos dispositivos entre los padres, que compran con la idea en mente de mantener a sus hijos localizados. Además, Alemania ha pedido a todos los padres que se deshagan de todos aquellos dispositivos que ya se encuentren en uso advirtiéndoles de las inseguridades que puede provocar que su hijo se encuentre “localizable” las 24 horas del día vía GPS.

Nuestro vecino europeo no ha sido el único en hacer saltar las alarmas, ya que países como Noruega o la Organización de Consumidores Europeos también habían alertado de los peligros de estos dispositivos para la seguridad de nuestros hijos.