AMD Ryzen sufre cuello de botella en ventas por la escasez de placas base

 

 

A estas alturas ocultar que AMD Ryzen se esta vendiendo bien a pesar de sus problemas de rendimiento en ciertos escenarios seria mentir, a AMD le esta funcionando bien sus nuevos procesadores Ryzen con muchos compradores dispuestos a probar la nueva apuesta de AMD.

El problema está siendo las placas base, mientras como algunas tiendas disponen de stock de cualquiera de los procesadores que se han puesto a la venta, encontrar una placa base donde montarlos no esta siendo tan fácil en algunos países, ya que los principales ensambladores no han producido suficiente stock para equipararse a la demanda de estos procesadores, provocando una situación de “cuello de botella”, si no hay placas base disponibles nadie se va a llevar el procesador de AMD a casa como pisapapeles.

Según Wccftech de donde hemos extraído la noticia, esto se debe a que los ensambladores habrían sido demasiado precavidos en cuanto a la producción de placas base pensando que la demanda de procesadores Ryzen podría no agotar el stock inicial, ahora mismo los ensambladores se encontrarían acelerando la producción de sus modelos de placas base para poder servir al mercado lo antes posible.