El fabricante de soluciones de IA británico, Graphcore, piensa que su silicio “Colossus” puede superar a la Volta V100

 

En el mercado actual, muchas de las mejores soluciones para el aprendizaje profundo e IA se encuentra en soluciones modernas de GPU, sobretodo en aquellas que son capaces de realizar cálculos de baja precisión.

El único problema es que las tarjetas gráficas no están especialmente diseñadas para ese tipo de uso, por lo que hardware más específico siempre es preferible como en todos los campos. Esto ha llevado a empresas como Google a crear sus propios procesadores Tensor que NVIDIA ha integrado en su GPU Volta V100, aunque al parecer hay una empresa británica que dice que puede hacerlo mejor que ellas.

 

 

Graphcore, que es como se llama, está actualmente trabajando en una nueva IPU (Intelligent Processing Unit) de 16nm gracias a los 60 millones de financiación que han conseguido para su desarrollo. Este nuevo silicio está diseñado para trabajar masivamente en paralelo y precisión mixta de cálculo, siendo posible hasta montar 2 chip en una sóla tarjeta PCIe.

La compañía comenta que tendrá lista esta tarjeta aceleradora a finales de este mismo año 2017, aunque su distribución generalizada sería en pleno 2018. El propio jefe de desarrollo, Simon Knowles, ha comentado especificamente que su tarjeta está por encima de la solución Nvidia Volta y muy por encima de la Google TPU2.

Especifican que esta nueva tarjeta será capaz de funcionar con los frameworks más habituales como Tensorflow, MxNet, Caffe2 y PyTorch. Desde luego está claro que el nuevo mercado de IA y aprendizaje profundo puede que quizás lleve más sorpresas tecnológicas de las que un principio podríamos esperar en su estado temprano.