Las ISP en Reino Unido tendrán que anunciar velocidades realistas al promocionar sus conexiones a Internet

 

Uno de los problemas que encuentran muchos usuarios al contratar sus conexiones de banda ancha a Internet, es que muchas veces los operadores promocionan velocidades que si te cobran en la factura pero que jamas acaban llegándote vía cable, dando casos donde puedes contratar 300Mbps pero solo alcanzar apenas poco más de la mitad dependiendo de muchos factores y escusas del operador.

En Reino Unido esto representa un problema y OFCOM (el organismo regulador de telecomunicaciones en Reino Unido) ha decidido imponer a las operadoras reglas mucho más estrictas a la hora de anunciar las velocidades a Internet que ofrecen sus servicios. Las nuevas reglas exigen al operador anunciar “velocidades realistas” y no medias nacionales o regionales de la velocidad que puede obtenerse con su servicio.

Con este cambio, la operadora esta obligada a comunicarte una estimación real de la velocidad que vas a tener en tu domicilio y deja al usuario con la oportunidad legal de romper el contrato si las velocidades servidas están lejos de las velocidades contratadas, a lo que el operador tendrá que ofrecer una excusa o razón legitima para justificar que las velocidades no son las contratadas.

El nuevo cambio desgraciadamente no afectará a los contratos actuales, si no que solo afectará a las nuevas altas. Pero al menos ofrece a los ingleses la oportunidad de romper un contrato si la operadora no esta dando el servicio contratado. Quizás en España deberíamos aprender de la medida, ya que en España parece que las operadoras sueñan más con acabar con la Tarifa Plana, que con ofrecer mejores servicios.