Los primeros monitores 4K 144Hz HDR G-Sync llegan a precios mucho más prohibitivos de lo anunciado inicialmente

 

Los primeros monitores anunciados 4K 144Hz HDR G-Sync anunciados el año pasado, Acer Predator X27 y ROG Swift PG27UQ, han comenzado a llegar a diversas tiendas europeas y lejos de superar únicamente los 1000€ como inicialmente se anuncio, finalmente se sitúan entre los 2500 y 2900 euros.  Lo que supone que se convierten en los monitores Gaming más caros del mercado y sitúan en una posición de tranquilidad de precios a los monitores 1440p 144Hz de los que se esperaba una mejora de precios.

Ambos monitores se basan en un panel de 27″ HDR IPS de referencia de NVIDIA que está fabricado por el fabricante taiwanés AUO con tecnología Quantum Dot. Estos paneles funcionan a un refresco máximo de 144Hz con una respuesta de 4ms, que además cumplirán con sus 1000nits con la especificación HDR1000 convirtiéndose de está manera en los primeros monitores en incorporarla.

El conjunto de tecnologías justifica el precio terriblemente elevado, que seguramente se irá rebajando con la llegada de otras opciones al mercado durante este año y el próximo. Desde luego, estas se convierten en las mejores opciones gaming del mercado en cuanto a monitores, aunque el precio hace difícil no plantearse por optar por paneles 2K a 144Hz o paneles 4K sin tanta tecnología.

Por ahora estos modelos no han llegado a España, pero es más que probable que estos estén disponibles en las principales tiendas en las próximas semanas, a la vez que es más que posible que comiencen a circular las primeras unidades de review.