Nintendo Switch – Primeras impresiones

 

 

 

A pesar de que me llego el 3 de marzo como seguramente a muchos de los que han decidido comprarla, he decidido esperar un par de días hasta que pudiera probarla a fondo para dar mis impresiones acerca de la nueva consola de Nintendo. Actualmente he disfrutado de los tres modos para jugar, tanto el modo TV, como el modo Sobremesa y el modo Portátil, y dispongo de juegos como Zelda: Breath of the Wild, Fast RMX y Snipperclips.

 

La Consola

 

 

Lo que mas llama la atención al sacarla de su caja es que es algo mas pequeña de lo que me esperaba, la consola en si tiene un aspecto de una tablet de las pequeñas pero con un groso cercano al doble de las mismas, he procedido inmediatamente a aplicarle el protector de pantalla que va incluido en la funda oficial por miedo de que cualquier mal roce con el dock o con la misma funda termine en un ralla en la pantalla que se quedara ahí para siempre, aunque a decir verdad, estoy esperando un protector de cristal templado que aportara mayor seguridad.

 

 

Los Joy Con no se quedan atrás en cuanto a tamaño reducido, por supuesto son del mismo tamaño que la consola y su peso es escaso, como ya especificaban, cada Joy Con con dispone de una palanca, cuatro botones cada uno, y entre ambos comparten L y R, ZL y ZR, SL y SR. A pesar de que en los foros y algunas webs se ha advertido muchas veces de problemas de desconexiones yo hasta ahora no he tenido ningún problema a pesar de haber llegado a jugar hasta 2, 3 o 4 metros de distancia.

 

 

Nada más encender la consola se nos pide cierta configuración mientras la consola nos enseña como usarla en diferentes modos, aunque podremos saltarnos el modo TV si no disponemos de una en ese momento. El modo TV es de lo mas sencillo, simplemente dejamos caer la consola en la ranura del dock suavemente y retiramos los Joy Con, la imagen aparece ya en la pantalla lista para continuar desde donde lo hayamos dejado, si retiramos la consola del dock, esta vuelve rápidamente a la pantalla de la portátil.

 

 

La pantalla de Switch es IPS de 6,2″ y lo único que vais a lamentar es que sea tan pequeña, juegos como Breath of the Wild se ven tan espectaculares como en el modo televisión, pero quizás los textos podrían haberse modificado para poder visualizarlos mejor.

 

Los Juegos

 

 

Como la inmensa mayoría de gente que habrá comprado la consola, mi opción principal fue Zelda: Breath of the Wild, de hecho estos días hemos visto como muchos medios se han volcado con el mismo con puntuaciones perfectas o casi perfectas para el mismo, mientras otros lanzamientos importantes como Horizon: Zero Dawn de PS4 quedaban totalmente a la sombra, a pesar de que su apartado técnico es muy superior.

No hace falta jugar demasiado a la nueva aventura de Link para saber el por que de esas puntuaciones, no solamente recuerda en muchos aspectos a otras entregas de Zelda, si no que además se ha incluido todo un sistema de físicas que le da vida a todo el entorno, desde el cesped, hasta el pelo de Link, pasando por elementos como piedras o los mismos objetos que sueltan como loot nuestros enemigos, todo se ve afectado por la física, de forma bastante natural intentando que sintamos el peso de los objetos cuando manejamos entre objetos ligeros, objetos pesados o objetos muy pesados.

En cuanto a jugabilidad se mantiene el sistema que vimos desde Ocarina of Time, la defensa y el ataque en el momento oportuno sera clave contra los enemigos mas difíciles, contaremos con el arco con el cual podremos apuntar desde la palanca derecha o moviendo el Joy Con derecho.  Con el añadido de que en esta entrega las armas se rompen, por lo que nos veremos obligados a ir recogiendo nuevas armas y gestionar su uso, además muchas de ellas cambiaran nuestro estilo de combate, por lo que a veces nos veremos obligados a adaptarnos o elegir un arma mas apropiada para determinadas situaciones, como por ejemplo, si encontramos enemigos con lanzas que nos atacan a mas distancia, la espada nos pone en desventaja, pero usar el arco o contratacar con una lanza o cualquier otra arma a distancia pondrá las cosas iguales. Otra de las opciones es lanzar nuestra arma buscando provocar daño critico, ¡Pero cuidado! los enemigos también pueden recoger las armas y usarlas en tu contra, cuidado con lo que lanzas.

El juego mantiene un nivel de dificultad a mi parecer medio, ni es fácil, ni plantea un gran reto como podría ser un juego de la saga Dark Souls, aunque el juego si pedirá cierta linea de aprendizaje,  ya que para recuperar vitalidad necesitaremos comida que habremos de recoger y podemos preparar platos que aumentan las capacidades curativas o incluso nos entregan bonus como mayor velocidad de movimiento o resistencia al frio, si, en Breath of the Wild también hay que tener en cuenta la temperatura y vestirse acorde a la ocasión, si vamos a un lugar frio no podemos llegar con nuestros pantalones cortos y nuestra camiseta destrozada esperando sobrevivir, a los pocos segundos empezaremos a perder vitalidad hasta morir.

El apartado gráfico es espectacular, aunque también hay que reconocer que se trata de un juego de Wii U con las limitaciones que ello conlleva, Switch parece por el momento ligeramente superior en potencia a Wii U en su modo portátil, mientras que el modo TV lleva el juego hasta los 900p frente a los 720p del modo portátil o Wii U, irónicamente el juego funciona mejor en el modo portátil a 720p, ya que en el modo TV podemos sufrir algunas bajadas de framerate sobretodo cuando aparecen efectos como el fuego, humo o los enemigos.

Nintendo ha sido bastante inteligente gestionando los detalles del juego, vemos arboles que usan texturas 2D como en juegos de la pasada generación, pero que a distancia apenas se nota, un error quizás ha sido dotar al juego de niebla que a pesar de que desaparece bastante rápido como para llegar a fijarse en ella, también se trata de una textura 2D la cual si movemos la cámara gira a nuestra perspectiva, algo que queda muy cutre y que no era un elemento precisamente necesario para el juego. Los personajes tienen un aspecto Cell Shading que recuerda mucho a títulos recientes como Ni No Kuni y no por nada, la ambientación o el como se narra la historia también recuerda mucho a obras de Studio Ghibli. Como decíamos al principio, no nos extraña nada las puntuaciones que se esta llevando y no puedo evitar pensar que hubiera logrado Nintendo de haber tenido la potencia de una consola de nueva generación o mejor todavia, de PS4 Pro o Xbox Scorpio que están por venir, aunque sinceramente, en cuanto estáis jugando a este titulo no echareis en falta nada que la nueva generación pueda ofrecer.

Otro de los juegos que he podido probar ha sido Fast RMX, un juego de carreras futurista que corre a unos rocosos 60fps tanto en el modo portátil como en el modo TV, el juego esta muy bien y de hecho intenta parecerse a una mezcla entre F-Zero y Wipeout, con gran velocidad y grandes naves como el segundo, el apartado gráfico aquí si que destaca un poco más presentando escenarios mas realistas, pero poco mas, se trata de un juego para pasar el rato y realmente, tampoco hay mucho mas donde escoger en el lanzamiento de Nintendo Switch además de Super Bomberman R o I Am Setsuna de precios mucho mas elevados.

 

Conclusiones

 

 

Nintendo Switch ha llegado al mercado realmente con un catalogo muy reducido y con funcionalidades escasas, ahora mismo me parece terrible no tener si quiera la posibilidad de navegar o ver vídeos en plataformas como Youtube a través de una aplicación, la consola ahora mismo sirve para jugar y poco más. El futuro de la consola ahora mismo pasa por esperar hasta el 28 de abril para recibir el esperadisimo Mario Kart 8 Deluxe y seguir esperando otros meses mas para recibir Splatoon 2. Por ahora no sabemos cuando llegara la esperada consola virtual, otra de la grandes funcionalidades, con lo que esperamos poder disfrutar de juegos de Gamecube o Wii como novedad.

Después de haberla tocado durante dos días, tengo claro que la consola esta ya al limite de tamaño como para seguir considerándola una consola portátil de bolsillo, de hecho transportarla requiere ya de una bandolera de un tamaño razonablemente grande, prácticamente de las que ya te permiten llevar contigo tu portátil de 14″ o 15″. Eso si, el peso con 398gr es ridículo, no molesta tenerla en las manos y lo máximo que vais a notar es miedo a que un dispositivo así os pueda caer de las manos, llevando hasta la prácticamente inevitable rotura de la pantalla.

En cuanto a potencia, si vemos a la consola con lo que realmente es en su base, una consola portátil, vemos un gran avance, la Nintendo 3DS pedía a gritos una pantalla de calidad como la que incorpora Nintendo Switch, la calidad de imagen es bastante buena, el hardware en si, como ya sabéis se basa en un SoC Nvidia Tegra del cual todavia no sabemos las especificaciones concretas, pero del cual si podemos concluir que goza de una CPU mas potente y del doble de memoria RAM que Wii U, por lo que básicamente tenemos una Wii U portátil algo mas potente y en el modo TV tenemos una Wii U que en la teoría es capaz de alcanzar los 1080p, digo en teoría, por que si es lo que pretendían, sienta muy mal que el primer juego importante en llegar como Zelda funcione a 900p.

En cuanto a fallos o aspectos negativos, he tenido problemas con la red WiFi 2.4 Ghz haciendo las descargas muy lentas o incluso no ser suficiente para reproducir de forma continua los vídeos mas grandes que se pueden ver en la consola (Quizás esta sea la razón de no incorporar navegador o vídeo en streaming aun), mientras que si configuro la red a 5Ghz todos estos problemas desaparecen, pero, si nos alejamos mucho del router las redes 5Ghz tienen menos rango, así que no podremos disfrutar de la red inalambrica en toda la casa. Imagino que esto es cosa del software de la consola, mismamente relacionado al problema con los Joy Con y sus desconexiones, entiendo que Nintendo ha intentado apurar la duración de la batería hasta el limite, pero tendrán que ajustar mejor la potencia de la señal de sus dispositivos en próximas actualizaciones o se van a encontrar con mucha gente devolviendo la consola para cambiarla por otra, o incluso en el peor de los casos habrá gente que esperara hasta una revisión de la misma.

Otra de las grandes pegas ha sido el soporte de Joy Con, que mientras la versión comercializada incluye carga vía cable USB, con lo incluido en la consola nos vemos forzados a cargar los Joy Con en la consola, la autonomía de estos es de 20 horas, por lo que no debería suponer un problema, pero yo ya veo el problema si como yo, vamos a disponer de dos parejas de Joy Con y el engorro de tener que acordarte de cargar ambas por turnos en la consola o tener que comprar un segundo soporte de Joy Con que si permita la carga.

En resumen, la consola a mi parecer si vale los 320€ que Nintendo pide, ya que es una pieza de tecnología muy interesante y completa, que aunque ahora mismo no ofrezca todo lo que en teoría puede ofrecer, en los próximos meses se va a convertir en una plataforma muy interesante, no en vano, algunos analistas vaticinan ya un éxito similar al de Wii o al menos un éxito similar al conseguido con Nintendo 3DS que ahora mismo ya ha vendido la friolera de 65 millones de unidades.

Lo que si es esperable es que Nintendo no tarde demasiado en sacar otras versiones de Nintendo Switch, no me va a extrañar nada de cara a las navidades ver versiones en otros colores o en uno o dos años encontrarnos algún tipo de revisión de la consola, por un lado ofreciendo los 1080p en el modo portátil y por otro, para mi es probable que se acabe lanzando una versión XL, con una pantalla mas grande y unos Joy Con de un tamaño ligeramente superior, si tuviéramos que puntuar el conjunto de la consola como habitualmente hacemos en nuestras review de hardware, esta se llevaría un galardón OCKD Oro, la consola ciertamente tiene aspectos mejorables y algunos errores casi imperdonables para su lanzamiento, veremos que tal evoluciona en los próximos meses.