Sonic Forces no acaba de convencer a los fans por sus problemas de rendimiento, su excesiva simplicidad y su escasa duración

 

Sonic Forces llegaba ayer a las tiendas con unos fans del erizo azul muy ilusionados tras el éxito de Sonic Mania, todo parecía indicar que 2017 iba a ser el año del erizo azul a pesar de los problemas creados por Denuvo en Sonic Mania en PC. Pero la situación ha sido muy diferente a la esperada, con un juego que no solo no llega a las expectativas de los fans, si no que además en PC vuelve a acumular numerosos problemas de rendimiento y crasheos, que como no, vuelven a señalar en dos direcciones, un port penoso y la presencia de Denuvo.

En Steam por ejemplo el juego acumula un 33% de reviews negativas, con una mayoría de razones apuntando a problemas de rendimiento y errores que terminan en crasheos en zonas concretas del juego. Errores que no deberían ocurrir en un juego supuestamente testeado antes de su lanzamiento y que vuelven a indicar la estrategia de SEGA y el Sonic Team de “un port rápido para que funcione” que con la integración de sistemas anti-piratería como Denuvo solo provoca todavía más errores y problemas.

En Metacritic la situación tampoco es muy diferente, mientras que muchos fans incondicionales puntúan al juego con un inmerecido 10, muchos otros han hecho patente su malestar, provocando que la nota media quede en un a mi parecer inmerecido 7.5, que no refleja la puntuación real del juego para nada, por mucho que tengamos en alta estima al erizo azul.

Los medios especializados también se han mostrado muy duros con la nueva entrega puntuando notas que rondan entre el 4 y el 6, con una media que con suerte consigue un aprobado escaso. Por lo general se destaca un juego muy pobre y simple, y concluyen que es un título que aspiraba a mucho más por lo mostrado en los vídeos de sus anuncios. Por si fuera poco, se habla de que se trata de un juego muy corto que puede compararse con los momentos más bajos de Sonic como en el lanzamiento de la desastrosa versión de 2006.

SEGA parece no terminar de levantar cabeza con la que es su principal imagen, Sonic the Hedgehog. En el futuro creo que la compañía debería replantearse el rumbo de la saga y que se esta haciendo mal con los juegos 3D, si Mario ha sabido reinventarse para el paso del tiempo, Sonic también debería ser capaz de hacerlo.