The Legend of Zelda: Breath of the Wild podría habernos dejado controlar el clima

 

 

Según leemos en IGN, en una entrevista a Game Informer, el director del juego Hidemaro Fujibayashi confirmó que una de las ideas que se estuvo barajando no era simplemente enfrentarnos al entorno climatológico, sino llegar a controlarlo.

Inicialmente consideramos dar a los jugadores el control sobre el tiempo meteorológico. Pero nos dimos cuenta de que no tener control sobre el mismo era mucho más divertido. Controlar el clima no era algo que encajara en este juego. Por ejemplo, en Ocarina of Time estabas en lugares donde simplemente era soleado o estaba lloviendo. Así era como los jugadores podían controlar el tiempo atmosférico. Añadir un control meteorológico al juego habría multiplicado el número de variables del mundo. Era más interesante tener a Link luchando contra la naturaleza, en lugar de controlándola. Resultaba mucho más natural y también más divertido.

En anteriores entregas de la saga eran muy comunes las melodías capaces de realizar cambios en el tiempo, tanto cronológico como climatológico. En esta entrega no sólo no tenemos mazmorras al uso sino que tampoco nos hemos encontrado con ningún sistema de melodías, cambiándose éste por el de módulos en la piedra Sheikah, que es la que nos permite tener los poderes que nos acompañan en nuestro viaje y que nos permiten resolver los distintos puzzles. Todo hace pensar que, de haber habido algún sistema para hacer, aprender y tocar melodías musicales; hubiésemos podido usarlo para modificar el clima a nuestro antojo.

 

Fuente